PROHIBEN CASTIGOS FÍSICOS CONTRA INFANTES

La Jornada/Ciudad de México.-El Senado aprobó reformas a la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes y al Código Civil Federal para prohibir a padres y tutores acudir a castigos corporales, así como tratos humillantes y degradantes en contra de menores de edad.

La iniciativa se aprobó por unanimidad, legisladores de todas las fuerzas políticas coincidieron en que es urgente frenar toda agresión física a infantes. Se refirió en tribuna que durante la cuarentena por el Covid 19, el 40 por ciento de niñas, niños y adolescentes sufrió violencia psicológica y física.

Con la reforma aprobada queda prohibido que padres, madres o tutores utilicen las fuerza física, incluyendo golpes con la mano o algún objeto, empujones, pellizcos, mordidas, tirones de cabello o de orejas, sostener posturas incómodas, quemaduras, ingesta de alimentos hirviendo u otros actos que causen dolor o malestar como método disciplinario o correctivo en agravio de niñas, niños y adolescentes.

También, queda prohibido para padres, madres y recurrir a actos en donde se amenace, se asuste o se ridiculice a los menores de edad y adolescentes.

Los cambios establecen que las niñas, niños y adolescentes tienen derecho a recibir orientación, educación, cuidado y crianza de su madre, padre o de quienes ejerzan la patria potestad.

La presidenta de la Comisión de los Derechos de la Niñez y de la Adolescencia, la panista Josefina Vázquez Mota, resaltó que el castigo corporal y humillante entre la niñez mexicana tiene una prevalencia muy alta y preocupante. “Más del 60 por cieno de niñas, niños y adolescentes de entre 1 y 14 años son sujetos a agresión psicológica y castigo corporal en sus hogares. De acuerdo a la Fundación Guardianes en su más reciente encuesta realizada apenas este mes de agosto, el 40 por ciento de niñas, niños y adolescentes sufrió violencia psicológica y física durante la cuarentena. Miles de hogares se convirtieron en miles de infiernos y amenazas para niñas, niños y adolescentes”.

Martí Batres, autor de la iniciativa que se aprobó ayer en el pleno, explicó que la reforma es para prohibir explícitamente el castigo corporal y humillante a menores y adolescentes. “Partimos del diagnóistico de que en ninguna ley mexicana está prohibido hasta la fecha el castigo corporal y humillante a niños y adolescentes, y hemos avanzado jurídicamente para combatir la violencia hacia las mujeres, hoy también debemos dar el paso para combatir la violencia hacia los menores”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *